viernes, 14 de marzo de 2014

La mochila de María y la pizarra de Julia.



Ya sabéis que a mi, las cosas me dan por épocas. Hay épocas en las que devoro libros, luego estoy unos meses sin coger ninguno. Hay épocas que me da por comer mucho queso, luego estoy un tiempo sin probarlo. Pues con la costura me pasa lo mismo. Cuando me da por una cosa, soy monotemática. Y últimamente, son las mochilas. Se ve que estoy agustito haciéndolas.

Esta vez le ha tocado a María. El fin de semana pasado estuvimos en casa de María, su hermana pequeña Julia y sus padres, claro. Siempre que voy a casa de alguien, me gusta hacerles un regalo a los niños, al menos. Cuando estás invitada a una casa a comer, sueles llevar una botella de vino, el postre, o algo similar. Bueno pues yo les llevo regalos a los niños, hechos por mi. Una mochila para María y una pizarra para Julia. La pizarra gustó, pero lo que es la mochila, María estaba tan contenta que la estrenó de inmediato. Fuimos a un Open de escalada en Pallejà y allí que se fue la mochila.



Mochila con estampado de importación 100% algodón. Cintas hechas de trapillo bicolor. Interior forrado de algodón blanco. En este caso, la mochila es más grande que las que suelo hacer para la guardería, por ejemplo.


María, al igual que su hermana Julia y mi hija Lucía, son unas escaladoras natas. Siempre hay que ir buscándolas por las alturas y para hacerle fotos, no podía ser de otra manera que colgándose de unas barras jejejej. ¡¡¡Que bonita es!!!




Gracias María por posar con la mochila. Desde aquí te mandamos un beso enorme. Eres realmente única. 

Y me dejo de sentimentalismos, que sino me emociono y se me saltan otra vez las lágrimas, y os enseño también la pizarra que hice para Julia. 


Y este es la ratoncilla Julia.

Ya sabéis que es una pizarra para enrollar, no para colgar. La puedes llevar a todas partes para que los pequeños se entretengan en cualquier lugar donde haya una larga espera, por ejemplo. A los niños, les encanta jugar en el suelo así que no hay nada mejor que dibujar en la pizarra en el suelo, mucho más práctico para los pequeños que si estuviera en la pared. 

Muchas gracias de nuevo a Ramón y Esther por abrirnos sus puertas y a María y Julia por ser como son. Besos.

11 comentarios:

  1. Que chulada la mochila! Ahora tienes que hacerla para las mas mayores :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta ya es para mayores. El tamaño es más grande y no tiene motivos infantiles. No me digas que no quedaríamos chulas tú y yo con esa mochila...
      Besos guapa.

      Eliminar
    2. por supuestisimo! me lo pensare para la proxima vez :-)
      por cierto, ya hay dos Julias con pizarra

      Eliminar
    3. siiii, aunque con diferencia de edad, pero a cual más mona. Será el nombre????

      Eliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. muy chulas las dos cosas. En concreto el tema pizarra me ha llamado mucho la atención porque dentro de no demasiado me voy a tener que hacer con una para mi bichino ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejejej, gracias guapa. La verdad es que son super prácticas. Algunos niños se la llevan a todas partes y se entretienen un buen rato con ella.
      Un besote guapa.

      Eliminar
  4. Que chulada!!! Me encantan, eres una artista!!
    Una pregunta sobre las pizarras, donde compras ese material?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias guapa, normalmente la compro en una tienda de manualidades que tengo cerca de casa pero es verdad que no todas lo tienen. También pueden tenerla en tiendas de patchwork.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. que chulas!!!! y las telas son super alegres
    un saludo

    Sui Agujas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias Susi, desde luego las telas lo son todo. Siempre queda chulo pero si le pones una tela con estampados molones, queda mil veces mejor.
      Un abrazo.

      Eliminar